Potenciar el Agua Subterránea en la Región Oriental del Paraguay

Posted on

Suplemento Económico – Asunción, domingo 27 de febrero de 1994.

Dr. Geol. Juan H. Palmieri.

Potenciar el Agua Subterránea de la Región Oriental

La situación hídrica de la parte oriental del Paraguay es diferente a la occidental. Al este de nuestro país llueve bastante, con precipitaciones que van desde 1.400 a 1.700 milímetros. Esto resulta de una cantidad de ríos permanentes que nacen en la parte central de esta región, donde se encuentra el divisor de aguas. En general, la humedad de los suelos es alta y el paisaje verde. La región tiene un gran potencial hidroeléctrico, lo que nos convierte en el país exportador más grande de energía eléctrica.

Aun con esta óptima situación, el desconocimiento del comportamiento del agua subterránea puede tener impactos muy fuertes en el desarrollo económico y social de un pueblo, ciudad o región.

Existen algunos ejemplos como el de Cnel. Oviedo, que, por su situación geográfica estratégica, se desarrolló rápidamente. Consecuentemente, entre las necesidades vitales se encontraba necesariamente el agua. Cuando se hicieron los pozos artesianos, los resultados no fueron satisfactorios, por lo que, para solucionar el problema de abastecimiento de agua, se tuvo que recurrir a las del río Tebicuary-mí (20 Kilómetros al sur), con los gastos que esto implica.

Por lo expuesto brevemente y para que se considere este elemento importante en la planificación para el desarrollo, aportamos algunos conocimientos.

Es difícil a gran escala establecer una clasificación, por lo que, para mayores detalles, se deberá recurrir al mapa hidrogeológico (1986) a escala 1:1.000.000, que fue ejecutado por el Gobierno nacional, con el apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, o al departamento de Recursos Hídricos de la Subsecretaría de Minas y Energía del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones, donde funciona un banco de datos computarizado. No obstante la dificultad mencionada, en el Paraguay oriental existen acuíferos con permeabilidad secundaria, que son las aguas que dependen de la fractura del macizo rocoso, se almacenan y circulan por ellas. Es el caso del subsuelo de gran parte de los departamentos de Alto Paraná, Itapúa, Canindeyú y Amambay en que las aguas se encuentran en las fracturas de las rocas basálticas, a veces con caudales extraordinarios. Por otro lado, en los granitos, pórfidos y cuarcitas de los departamentos de Concepción y Paraguarí también se pueden almacenar en menores caudales. Mucho más difícil es encontrar acuíferos en las rocas intrusivas alcalinas como las de Sapucai, Colonia Independencia y Cerro Sarambí. En el mapa adjunto, la permeabilidad secundaria se marca con los números (1), (3), (5).

Los acuíferos de permeabilidad primaria dependen de la porosidad de la roca, a diferencia del anterior que se debía a las fracturas. Corresponden estas a las rocas sedimentarias en general. A este grupo designamos con los números (2), (4) y (6), de los cuales (2) corresponde a areniscas de variada granulometría, que a veces conglomerados. Tienen extensión regional, aunque en los alrededores del gran Asunción están restringidas. Cuando se realicen perforaciones, cada nivel productivo se deberá ensayar porque podrían contaminarse con aguas salobres. La permeabilidad es variable al igual que los caudales. No obstante, se pueden estimar promedios de 15.000 litros por hora.

Respecto al (4), son en general sedimentos de poca porosidad y los caudales, en caso de existir, varían desde 400 a 10.000 litros por hora. Finalmente, nos referiremos al (6), que son también acuíferos regionales de gran extensión, que bordean los ríos Paraná y Paraguay. Tienen espesor de 1-15 metros, con caudales de cerca de 2.000 litros por hora. Se los encuentra con pozos someros y deberá tenerse cuidado sanitario para su ingestión.

Para terminar, queremos recordar que para el desarrollo de áreas pequeñas, se tendrá que recurrir a las consultas de las fuentes mencionadas más arriba en este artículo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *